#CamaradasDelMetal

Desde hace unas pocas semanas, hemos estado probando un foro para articular a la comunidad de “gente que se gana la vida honradamente en una empresa de base tecnológica”.  O como algunos los llamamos, a los “camaradas del metal“.

logo-camaradas-big

Durante mucho tiempo me extrañó que no hubiese algún entorno para aglutinar a los camaradas. Hay muchos foros para desarrolladores, hay foros para cancamuseros, pero simplemente para la “gente que hace cosas” costaba mucho encontrar. Y por puro egoísmo, por tener a un click a gente más inteligente y con más experiencia que yo, he líado a David, Jero, Rubén y JuanLuis para esto :)

Y por explicarlo mejor, respondo por aquí algunas preguntas que nos han hecho:

  • ¿Cuál es la temática? No hay una temática propia… Hemos creado diferentes categorías intentando cubrir un amplio espectro, pero la idea es: todo aquello que pueda interesar a otros camaradas para fortalecer sus empresas:)
  • ¿Por qué no me puedo crear una cuenta? Para que no opine cualquiera que se asome por la puerta. Estando el registro restringido, creemos que subirá el nivel y evitaremos trolls. La única forma de abrirse una cuenta es que otro camarada te invite si cree que vas a aportar conocimiento.
  • ¿Es sólo para startups? Si entendemos startup como pequeña-empresa-que-encadena-financiación-privada-durante-años, la respuesta es no. Es para gente que se gana la vida con tecnología.
  • ¿Quién está detrás? David y Jero de Otogami.com configurarón todo, y en PlugAndPlay dan cobertura legal (bendita LOPD, LSSI y demás)
  • ¿Vais a hacer eventos? A mí me gustaría juntarnos de vez en cuando y escuchar a gente con más experiencia durante horas. Ya se verá.
  • ¿Me puedes invitar? Poder sí… pero prefiero no hacerlo. Veamos cómo crece la comunidad en base a invitaciones de otros camaradas.

Confío en que os sea útil a muchos. Yo con lo aprendido hasta el momento ya me doy por pagado

#Niusleta: recuperando la tradición epistolar

Pues la verdad es que ya hacía tiempo que no dejaba escrito nada por aquí ;)

Era realmente una gozada venir a desahogarse, aunque entre que he estado realmente entretenido construyendo un patoimperio y que gracias a twitter es más sencillo desahogarse y más rápido el feedback, las ganas de venir luego a desarrollar un tema aquí eran ínfimas.

Pero eso ha cambiado… Últimamente echaba de menos volcar reflexiones por escrito. Lo único es que animado por el ejemplo de David, de ahora en adelante los mejores posts, serán publicados únicamente por email en una newsletter: la niusleta.

El primer post será sobre unas reflexiones internas sobre remuneración que hemos tenido últimamente… porque toda cultura de startup tecnológica ha de ser validada en el momento en el que entra el primer comercial por la puerta. Así que si queréis saber en base a qué criterio decidimos salarios, cómo decidimos aumentos o variables o bonuses y cómo afecta todo esto a la cultura de nuestra empresa, no dudes en suscribirte.

Tengo en el tintero otros posts perfilado para reflexionar sobre cómo el “leanismo” está sirviendo de refugio de mediocres, sobre porqué creo que hay gente empeñada en expandir el amateurismo en el sector (cuando toda startup debiera ser principalmente un equipo de alto rendimiento) o sobre lo extraño que resulta que siga habiendo un cuello de botella de inversión para series A decentes.

No prometo periodicidad, ni que se vaya a sentir cómodo todo el mundo… pero creedme si os digo que va a ser entretenido :)

Suscríbete a la niusleta

 

Best HN comment ever

Don’t write a social app. Don’t make it free. Don’t ever plan to get funding. Don’t give away shares in your business to anyone. Don’t feel compelled to take on a co-founder or partner. Don’t use bleeding edge tech for your business. Don’t bother with incubators. Don’t surround yourself with other entrepreneurs all day long. Don’t think you need constant input from advisors or mentors. Do your own thing, be an individual, create real value. Find a problem that you yourself have and that you would be prepared to pay for and don’t accidentally persuade yourself that you have a fictitious problem – find a real one that no one else is solving that that is costing you money until it is solved.

By mmaunder

Pasado, presente y futuro

Toca hacer público un punto y seguido de una historia que empezó hace unos cuantos años. Supongo que no había escrito este post debido a la habitual discreción, y a qué tampoco hay demasiado que contar… Pero bueno, vamos allá.

Hace casi 2 meses, decidí buscar mi camino fuera de abiquo. Motivos: varios y ninguno…  la sensación interna de final de etapa.

Ya he contado muchas veces que abiquo nació en un desayuno a base de martinis allá por el 2004. En aquel momento, un amigo trabajaba en un grupo de investigación sobre computación distribuida en la UPC, y yo me pasaba por allí a hablar de información asimétrica en este tipo de mercados. Como grupo de investigación, se adaptaban aplicaciones de empresas para hacerlas funcionar en entornos GRID. Algo sencillo, pero con unas herramientas de desarrollo horrorosas. Pensando que podríamos crear unas herramientas mejores, y que 2 clientes estaban interesados en seguir contratando proyectos (que el grupo de investigación como tal no podía aceptar), valoramos montar una empresa. Y entre Martini y Martini nos animamos.

Tal y cómo suele ocurrir en estas historias, las promesas de los clientes se quedaron en eso mismo, promesas, y la creación se demoró hasta el año 2006. Nada que no sepáis :-) Vivimos intensos años creando herramientas frikis (market-driven schedulers en los que toman decisiones agentes de IA, plantas que twittean, middlewares multisistema, sistemas de impresión distribuida,  routers multiservicio…). Hasta que un día encontramos el camino del cloud. Y allí nos quedamos, construyendo la que sin duda es la mejor herramienta para desplegar clouds del mercado.

Si soy sincero, nunca pensé racionalmente que llegaríamos tan lejos. Recuerdo decirle a Xavi que “esto de la empresa te servirá para ganarte un ascenso rápido en consultoría, y a mí para compensar que no tengo estudios superiores”. El dinero que juntábamos lo gastábamos en crear herramientas frikis. Escasa visión comercial, pero I+D en estado puro. Viviendo al filo del abismo continuamente, hasta que diferentes (¡multitud!) de inversores nos conocieron y apostaron por nosotros. Y empezamos a crecer.

Supongo que cada uno por “crecer” entiende cosas diferentes. Yo me dí cuenta de que esto se nos iba de las manos cuando las grandes empresas de IT americanas nos escribían para ver si nos podíamos reunir para plantear un partnership a nivel global. Algunos pensarán “qué suerte!”. Yo pensaba “en menudo fregado nos hemos metido”. No dudo que entre Xavi, Diego, Helena y yo hubiésemos podido conseguir resultados. Sin duda, podríamos haber suplido nuestra escasa experiencia negociando estos temas, con algo de trial&error. Pero la ventana de oportunidad no estaría siempre ahí, y lo mejor era buscar un equipo de gente habituada a esos contratos. Por ello, a principios de este año, levantamos 5.1M$ de diferentes fuentes, contratamos a un CEO con toneladas de experiencia, y empezó el crecimiento acelerado que nos ha llevado a multiplicar el equipo x4 en 6 meses, y abrir oficinas en SiliconValley y UK.

Y llegados a este punto, poco quedaba por aportar. Había llegado al final de mi camino. Así que tras mucho (mucho) reflexionar, llegué a la conclusión de que lo mejor era distribuir mi conocimiento y tareas, y quedarme únicamente como consejero. La empresa ha crecido, la rigen otras dinámicas, el foco ha cambiado… Y es bueno que así sea. Obviamente, tuve la oportunidad de levantar otros proyectos internos o montar un “abiquolabs”… pero me parecía poco ambicioso :-)

Y salté sin red. Y me paseé por ofertas de trabajo. Y me descubrí un poco más, hasta darme cuenta de que la verdadera fuerza que me ha movido siempre, es la de poder gozar la sensación de “hacer saltar a la banca”. Los “a que me voy con 8 asignaturas en 4ª convocatoria a septiembre y las apruebo”, “a que voy a ese evento y demuestro a todos que somos técnicamente mejores a IBM/Cisco/SUN”, “a que este VC me acaba enviando una limousina a buscarme a casa”… Esa extrema y adictiva sensación de ponerse una meta complicada, y alcanzarla a base de trabajo, inteligencia, cojones (y suerte).

Así que me he unido a la oportunidad más ambiciosa que he encontrado: Szena. No tengo claro en calidad de qué… pero podríamos llamarlo “operaciones”. Tienen un ambicioso plan de expansión con multitud de elementos disruptivos. El equipo es profesional, el producto gana comparativas en clientes y los números son negros. Otra empresa hacker con la que luchar a lo grande contra los más grandes :-)

Pero de Szena hablaremos con calma en otro post, que este me ha quedado largo.

Gracias a todos los que me habéis acompañado en esta aventura. Espero que también podáis hacerlo en las próximas :-)

Para la posteridad

Si ocurriese el caso de que a los del CERN se les va la mano con el LHC, un alto mando del ejercitó norcoreano estornuda mientras tiene un dedo sobre el botón rojo de control de misiles, unas bacterias de Fort Detrick deciden irse de excursión o Trichet le da a la manivela de imprimir billetes hasta ahogarnos en ellos y todo lo que conocemos se va al carajo… espero que hayan múltiples backups de este post de David: “4 ideas medievales que pasan por modernas y que pueden hundirte en la crisis“.

Paladéenlo. Y súmense a los comentarios.

Migrando

Los habituales comprobarán que el theme ha cambiado. Además, he aprovechado para migrar el blog a page.ly (un servicio estupendo a medio camino entre wordpress.com y un hosting).

Tendré que volver a escribir para amortizarlo. Stay tuned :-)

Sobre el feedback

Tras leer todos vuestros comentarios, toca aclarar varias cosas:

  • No tengo un duro. Cierto es que tengo opinión a la hora de manejar un presupuesto bastante considerable. Pero ese presupuesto fue cerrado hace meses y hay poco márgen de maniobra. Lo siento :-D
  • Escribir sobre el “startupismo”… Cierto es que al principio era un tema que tocaba bastante. Pero tras una temporada en este meollo, el tema me cansa. Uno pierde la ilusión del niño, y todo le parecen obviedades. O el tema se convierte en rutina. La empresa parece que funciona, hace meses que ingresamos dinero, crecemos a buen ritmo, y no hay grandes problemas a la vista… Que no es mucho, cierto. Pero tampoco es algo desdeñable con la que está cayendo :-D En todo caso, recordaré vuestro interés a la hora de no dejar de postear ocurrencias sobre el tema.
  • He de postear más ejemplos sobre lo que hacemos y sus aplicaciones. Hace poco contratamos a María para que nos echase un cable (y a fe de gentilhombre que ha hecho un trabajo cojonudo). Tocará volver a escribir sobre el tema.

Y poco más a comentar… seguid suscritos, que algunos posts hasta merecen la pena. Y lo mejor de todo, todavía no cobro por dejaros entrar :-)

Y parece que fue ayer…

…cuando en la intranet de la empresa preguntaba: “¿Creéis que tiene sentido abrir un blog para contar lo que hacemos?”. Parece ser que sí :-)

Acabo de llegar a la cifra de 200 suscritos. Ya sé que en este mundo blogocósico es una cifra de risa, pero nunca pensé que un acto tan egoísta pudiese reunir/interesar a tanta gente.

De todos modos, demasiados son para los que comentan habitualmente. Así que, si nunca has dejado un comentario, hoy es tu oportunidad. Y realmente me interesa vuestro feed-back. Por tanto, tengo una pregunta para usted: ¿por qué carajo te has suscrito a este blog? :-D

Video

Siempre nos ha costado explicar cuál era nuestra visión de la plataforma. Quizá con este video se entienda mejor ;-)

Get the Flash Player to see this player.


Lo que hacemos en abiquo es desarrollar software que permita a diferentes aplicaciones ejecutarse sobre todo tipo de dispositivos. ¿Qué tienes picos de demanda en tus servidores? Deriva el tráfico a amazonWS (o a otro cloud). ¿Qué necesitas potencia de cálculo para adelantar unos resultados? Ejecuta en paralelo donde quieras (o puedas :-P). ¿Qué quieres controlar tu casa a distancia? Tan sencillo como hacerlo desde tu móvil.

Creemos en un futuro en el que cualquier dispositivo pueda interactuar con otro. Y cada vez estamos más cerca.

Lo que se ve y lo que no se ve

Ya he acabado la edición de “Lo que se ve y lo que no se ve” de Frédéric Bastiat. Podéis descargarlo en este enlace [PDF]. La única nota destacable es que el formato ha sido adaptado para leerse perfectamente sobre un Iliad, aunque se puede abrir perfectamente desde cualquier otro lector. En cuanto al tiempo de lectura, no debiera ser superior a una hora. Vamos, un momentillo :D

Para ponernos en situación, Bastiat es uno de los principales proselitistas del liberalismo. A diferencia de otros, sus obras no suelen incluir carga filosófica o técnica. Únicamente sentido común. Lo que no es poco.

“Lo que se ve y lo que no se ve” trata de mostrar al lector las consecuencias a largo plazo de las decisiones económicas. Estas habitualmente son pensadas para conseguir efectos a corto (lo que se ve), pero en muy pocas ocasiones es planteado que efectos o externalidades generará esa decisión a medida que pase el tiempo (lo que no se ve).

El libro hace especial hincapié en algunos fragmentos sobre qué ocurre cuando el estado toma decisiones cortoplacistas. Por ejemplo, se plantea qué ocurre cuando en el mercado aparecen impuestos, subvenciones y obras públicas. Por que tal y como creía Bastiat:

El estado es la gran ficción a través de la cual todo el mundo trata de vivir a costa de todos los demás.

Disfrútenlo con salud este verano. Yo por mi parte, lo guardo para dárselo a mis hijos. Será el primer libro que lean ;-)